A10_2

Tu bebé a las 13 semanas de embarazo

¡Felicidades! En esta semana 13 estás en tu segundo trimestre del embarazo, tu bebé tiene el tamaño de una ciruela grande.

Los productores

Ahora que tu bebé ha desarrollado todas las estructuras críticas del cuerpo, sus órganos están en pleno trabajo. En estas 13 semanas de embarazo el hígado segrega bilis, el páncreas produce insulina y los riñones forman la orina para eliminar desechos (en el líquido amniótico). Los intestinos de tu pequeño, que estaban parcialmente alojados en el cordón umbilical, se han reubicado en el abdomen, ahora que hay suficiente espacio para contenerlos.

Pura cabeza

En esta semana 13 de embarazo tu pequeño ahora tiene el tamaño de una ciruela grande y pesa 28,5 g (menos de una onza); tu bebé mide entre 6,6 y 10 cm (2,6 y 4 pulgadas). La cabeza representa la mitad de esa extensión, gracias al desarrollo del cerebro. Durante los próximos meses, el cuerpo crecerá a toda velocidad para alcanzarla. Cuando tu bebé nazca, la cabeza representará apenas un cuarto del largo total.

Tu embarazo a las 13 semanas

¡Bienvenida al segundo trimestre!

Este trimestre corre desde hoy y hasta el final de la semana 26 de embarazo. En este periodo muchas mujeres describen a los próximos meses como el período de la luna de miel del embarazo. Las molestias del primer trimestre de gestación, como fatiga, náuseas y la necesidad frecuente de orinar, ceden un poco y finalmente comienzas a disfrutar de estar embarazada. Muchas mujeres incluso empiezan a notar un aumento de energía durante este trimestre.

Mandos medios

Una de las razones por las cuales puedes sentirte embarazada son los cambios físicos, por ejemplo que la cintura comienza a engrosarse. Como tus pantalones regulares quizá te queden un poco ajustados, es posible que te sientas más cómoda en una de esas lindas prendas de futura mamá que has visto. Lo que sea que elijas, vístete en función de tu comodidad. 

Cambiar el deseo sexual

Es normal que con tu pareja sientan un aumento o una disminución del deseo sexual en varios momentos durante el embarazo. Si tu embarazo es normal y ambos sienten la necesidad, sigan adelante y disfruten de la intimidad. No te preocupes, ¡su bebé estará a salvo! Tu útero y el saco amniótico brindan protección a su bebé.

Habla con tu médico si estás preocupada o tienes preguntas sobre esto o cualquier otra cosa. Ten en cuenta que tu proveedor puede recomendarte que te abstengas de tener relaciones sexuales si tienes complicaciones, incluido un historial de aborto espontáneo o si tienes riesgo de parto prematuro.

Acidez

La acidez estomacal y la indigestión pueden aparecer y desaparecer durante el embarazo a medida que tu bebé pasa de una posición a la siguiente y a medida que tu útero en crecimiento ejerce presión sobre tu estómago. Las hormonas del embarazo también hacen que el músculo en la parte superior del estómago se relaje, permitiendo que el ácido del estómago viaje hacia el esófago, lo que causa acidez; esto es más probable que suceda si te acuestas después de haber comido una comida abundante.

Puedes reducir la incomodidad sentándote erguida después de comer y evitando posibles causantes como el chocolate, las frutas cítricas y los alimentos fritos o picantes.

¿Sabías qué...?

En esta semana 13 la cabeza del bebé es la mitad de su longitud total, pero el cuerpo se pondrá al día en las próximas semanas. Los órganos desarrollados también están comenzando a funcionar. El hígado segrega bilis, el páncreas produce insulina y los riñones forman orina.

Además, las cuerdas vocales se están comenzando a desarrollar, preparando a tu recién nacido para que se comunique contigo después del parto. ¡Esperamos con ansias las sorpresas de la semana 14 de embarazo!